Cómo limpiar la lavadora para que la ropa salga sin olores

Una de las cosas que más me preocupan cuando lavo la ropa es que siempre salga lo más limpia posible y sin que arrastre olores desagradables la colada. Resulta irónico penssar que el electrodoméstico que sirve para limpiar sea uno de los que más mantenimiento necesitan, pero es la verdad. La ropa sucia, la humedad que produce moho, pueden ser factores que ensucian la lavadora y por ello necesita una limpieza a fondo de vez en cuando.

Lo mejor es utilizar productos de limpieza naturales, de esos que todos tenemos en casa y que son muy fáciles de conseguir. Hay dos partes fundamentales para la limpieza de tu lavadora que pueden evitar la formación de moho y de malos olores: el tambor y la goma. El vinagre es un excelente limpiador ya que acaba con las bacterías. Para conseguir una limpieza profunda solo es necesario añadir media taza de vinagre blanco en el dispensador del detergente y seleccionar un ciclo de lavado normal a 30ºC, o más.

Las gomas es mejor lavarlas una vez al mes para evitar que los restos se adhieran y sean más difíciles de retirar. Lo mejor para limpiar la goma es utilizar lejía, pero recuerda ponerte guantes y mascarilla antes de manipularla, para evitar la intoxicación o el daño a las manos. El vinagre no desinfecta, pero puedes agregar limpiador con cloro en el tambor (sin ningún otro ingrediente) para una limpieza más profunda.

Elimina el moho

Ya por último, un truco para retirar el moho, que muchas veces es lo que causa malos olores en la lavadora y es muy sencillo de eliminar.

  • Realiza un ciclo corto con agua caliente y media botella de vinagre blanco (o el litro entero si el olor es muy fuerte).
  • Cuando acabe el ciclo, abre las puertas de la lavadora y déjalas así por el resto del día para que se pueda ventilar el interior de la máquina. Muchas veces la humedad residual es lo que provoca la aparición de bacterias y hongos en el electrodoméstico.
  • (Optativo) Coloca un bol con bicarbonato de sodio en el tambor y déjalo reposar allí toda la noche. El bicarbonato es de gran ayuda para la absorción de los malos olores y para hacer una limpieza efectiva.

Elimina la cal

La mezcla infalible para quitar la cal de una lavadora es la del vinagre y el bicarbonato. Añade una medida de un vaso pequeño de bicarbonato en el cajetín, en el compartimento del detergente y, a continuación, el vinagre en el mismo compartimento. Con la lavadora completamente vacía, activa un programa corto de lavado.

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.