Castilla y León cifra en 6% el crecimiento de la compraventa de viviendas este 2022

ICAL / El sector inmobiliario de Castilla y León cifra en el 6,1 por ciento el crecimiento de las operaciones de compraventa a lo largo del año en la Comunidad, a la vez que pronostican un crecimiento de los precios del 4,4 por ciento, una décima menos que la media nacional, según recoge la X edición del Barómetro Inmobiliario, un estudio realizado por UCI (Unión de Créditos Inmobiliarios).

La evolución de precios presenta diferencias por comunidades. Las mayores subidas se esperan en País Vasco (7,9 por ciento) y Baleares (7,8 por ciento), frente a Asturias (1,4 por ciento), Extremadura (2,3 por ciento), Región de Murcia (2,8 por ciento), Comunidad de Madrid (3,5 por ciento) y Canarias (3,7 por ciento).

Esta edición del Barómetro Inmobiliario pone de manifiesto que la buena tendencia en las ventas de los últimos trimestres del año pasado en toda España comienza a pasar factura, teniendo los profesionales más dificultades en la captación de nuevos clientes vendedores, aunque se mantiene un optimismo en la buena tendencia del mercado para este 2022. De hecho, más de seis de cada diez profesionales del sector apuntan que en los próximos meses el número de vendedores se estabilizará y girará hacia un crecimiento moderado.

Para José Manuel Fernández, subdirector general de UCI, “a pesar del importante aumento en el número de compraventas, el incremento de precios ha resultado moderado y se prevé que lo siga siendo a lo largo de 2022”. Además, asegura que “la evolución de los precios estará muy condicionada por el comportamiento que tengan los tipos de interés y, en consecuencia, el precio de las hipotecas. Una subida del precio de las hipotecas, sin que evolucione al mismo tiempo la capacidad adquisitiva de los clientes, podría provocar que los precios de la vivienda se moderen”.

Por otra parte, respecto al comportamiento de precios para los inquilinos, el sector considera que en Castilla y León podrán producirse subidas cercanas al 4,6 por ciento, en línea con el crecimiento de la demanda que prevén en el alquiler.

Entradas relacionadas