Archive for Casas

No malgastes ni una gota de energía este invierno para ahorrar en tu factura

Cada año con la llegada del frío, controlar el gasto en la factura de la luz, el gas, el carbón o los pellets se vuelve el principal quebradero de cabeza de los ciudadanos de a pie. Optimizar cada gesto en casa durante el invierno puede ayudarte a no malgastar ni una gota de energía y ahorrarte un dinero en los gastos de la casa.

1. Aprovecha al máximo la luz diurna

El sol es la mayor fuente de energía. Abre las ventanas cuando su luz sea capaz de iluminar tus estancias, ahorrando lo máximo posible en luz artificial.

Una buena idea es usar unas cortinas menos tupidas en invierno para conseguir que esa luz solar entre menos filtrada y más poderosa. Por el contrario, si lo que quieres es frenar corrientes de aire, plantéate colocar cortinas gruesas y pesadas, que servirán como barrera natural.

Hay un truco que es instalar más espejos en casa para canalizar esa luz hacia áreas menos afortunadas.

2. La mejor calefacción es un buen aislamiento

Para lograr la excelencia tienes que comprobar que todas tus ventanas y puertas están bien aisladas de viento y frío, plantearte la instalación de un buen suelo aislante, como las tarimas, y/o su cubrimiento con alfombras corpulentas.

Cierra cualquier cuarto que no se esté usando en ese momento para conservar el calor producido en las estancias que sí esteis ocupando.

Y si tienes ático, no olvides aislarlo térmicamente. Es uno de los puntos de fuga favoritos del calorcito en los meses de frío, puesto que el aire caliente se eleva, al contrario que el frío, que desciende y se queda en las plantas inferiores.

3. Más ropa y menos calefacción

Sustituye un par de grados en el termostato por una o dos capas más de ropa.

Conservarás mejor tu propia temperatura corporal, reducirás el gasto energético y resecarás menos el aire de tu casa.

4. Revisa tu caldera para evitar averías y un funcionamiento encarecedor

Las matemáticas son muy sencillas en este punto: si tu caldera funciona de forma ineficiente, está derrochando cualquiera que sea su fuente de energía.

Lo primero que debes hacer al empezar a utilizar la calefacción cada invierno es hacer una pequeña revisión.

Lo más inteligente es solicitar una revisión de la caldera por parte de fontaneros cualificados, que lleven a cabo una puesta a punto de todo el sistema de calefacción y calentamiento de agua para que no se pierda ni una gota de esfuerzo y el gasto se minimice.

5. Usa y mantén a punto tus radiadores con cabeza

Mención aparte para estos sufridos aparatos que nos ayudan a distribuir la temperatura deseada por todo nuestro hogar.

Antes de nada, púrgalos a menudo para ayudarles a funcionar en óptimas condiciones.

No coloques nunca muebles frente a los radiadores, para no impedir que ejerzan la función que les da nombre: radiar ese calorcito. Si plantas el sofá delante, este absorberá todo su trabajo y no llegará al resto de la estancia. Ojo, tampoco los cubras con ropa cuando quieras secarla.

Y apúntate este truco de la abuela: si colocas una lámina reflectante o de papel de aluminio en la parte trasera, evitarás que el calor se fugue y disperse a través de la pared.

Confecciona los adornos para las fiestas de los más pequeños

Hacer fiestas originales para los más pequeños no tiene por qué ser sinónimo de caro. Utiliza tejidos estampados en colores llamativos para definir la temática de la fiesta. Desde su hogar familiar en Polonia, Kasia muestra lo sencillo que es montar una fiesta infantil, dentro o fuera de casa, utilizando un tejido con estampado de nubes, a través de la página web de Ikea.

Crea una presentación de mesa muy colorida

Coge una sábana vieja y ponla como mantel para que los niños la puedan garabatear durante la fiesta y pon vasos y platos de plástico de colores alegres. Una vez hecho esto, que es lo esencial, Kasia ha añadido los adornos de tela de confección casera en forma de nubes.

Confecciona adornos sencillos

Kasia hace los adornos con el tejido DOFTRANKA, que tiene un estampado de nubes. Solo tienes que cortar las nubes y utilizarlas como plantilla para cortar otras de telas de colores lisos. Cose un poco los dos trozos y mételes el relleno antes de acabar de coserlos. Esta idea la puedes hacer con cualquier tela o estampado que te guste. Kasia cuelga las nubes en árboles con cordeles invisibles para conseguir un efecto mágico. Al acabar la fiesta, cada niño se puede llevar un cojín con forma de nube a casa como recuerdo. “Para mí, en las fiestas infantiles la decoración de la mesa es tan importante como la propia comida; a nuestros hijos y sus amigos les encanta que les sorprenda con la temática de cada fiesta”, explica Kasia.

 

Los autores del artículo son:

Diseño de interiores: Ashlyn Gibson
Fotografía: Lina Ikse

 

Este es sólo un ejemplo. Como cada semana os decimos en el blog de Casas: ¡Deja volar tu imaginación y muéstranos los resultados en un comentario o una imagen! Y si te gusta el post, comparte.

¡Mientras esperas la llegada del bebé, aprovecha para pintar!

Los nueve meses que viene durando un embarazo dan para mucho y cada vez son más los papás, tíos, abuelos y amigos que se atreven con la decoración de la habitación del recién nacido. Una de las mejores maneras de pasar el tiempo es pintando la habitación y para daros unas ideas desde el blog de Casas hemos preparado este post. ¡Esperamos que os guste!

No a todos se nos dan bien las manualidades y somos más de brocha gorda que de pincel fino. Por eso, si tú también eres uno de esos echa mano de los papeles pintados para la habitación del niño:

Papel pintado para la habitación de los niños.

Papel pintado para la habitación de los niños.

 

En el nivel medio de destreza decorativa están los que son capaces de colocar con gusto los vinilos:

Vinilos para la habitación de los niños.

Vinilos para la habitación de los niños.

 

En el nivel avanzado están aquellos que dominan las plantillas. Con ellas se pueden conseguir infinitas decoraciones de pared perfectamente desarrolladas.

Plantillas para decorar la habitación de los niños.

Plantillas para decorar la habitación de los niños.

 

Y, en nivel experto, están los artistas que hacen a mano alzada o con calcante sobre la pared el dibujo a pintar:

Pinta la habitación del bebé mientras esperas a que llegue.

Pinta la habitación del bebé mientras esperas a que llegue.

Pinta la habitación del bebé mientras esperas a que llegue.

Pinta la habitación del bebé mientras esperas a que llegue.

Pinta la habitación del bebé mientras esperas a que llegue.

 

Como decimos siempre, estas son sólo algunas ideas. ¡Puedes compartir con nosotros tus diseños y, recuerda, si te ha gustado el post COMPARTE!

¿Truco o trato? Decora tu casa para Halloween

Con octubre tocando a su fin, ya hay quien tacha los días en el calendario para celebrar en casa la fiesta pagana de Halloween. El 1 de noviembre, de día, España celebra Todos los Santos y al llegar la noche va creciendo, con el paso de los años, el número de “muertos vivientes” que recorren sus calles.

Si estás pensando en dar una cena o una fiesta apúntate estos consejos que te dejamos en el magazine de Casas.

Quédate con todo lo que sea negro, morado y brillante

  

Todos los artículos están disponibles en Zara Home, pero son sólo ejemplos. Haz tu propio diseño de Halloween y compártelo con nosotros. Puedes dejarnos un comentario en la Web o en Redes Sociales para verlo. Si no, echa un vistazo a cómo puedes dejar una mesa combinando algunos de ellos:

 

¡Que paseis un terrorífico Halloween!

6 ideas para decorar tu casa con cristales de colores

Los cristales coloridos pueden ser un aliado perfecto en tu hogar. Puedes aplicar sus infinitas posibilidades al interiorismo, llevando la decoración más allá de una forma tan original como sencilla. Por eso, esta semana en el blog de Casas te dejamos algunas propuestas para que te sirvan de inspiración:

1. Los cristales de colores pueden tener múltiples funciones. Además, son ideales para su aplicación. Los cristales coloreados reducen la cantidad de luz que los penetra, lo que hace que su uso sea más complicado en lugares con pocas horas lumínicas o climatología más nubosa que la de España.

2. Un amplio ventanal que dote de color a juego con la estancia. ¿Te encanta una determinada gama cromática y quieres apostar por ella en tu salón de forma atrevida? Conviértelo en la envidia de todos usando esos colores en una cristalera.

3. Puertas coloreadas para separar espacios con alegría. 

4. Ocultar detalles a la vista sin necesidad de atrapar la luz. Hay lugares de tu casa que no siempre lucen en perfecto estado de revista como puedan ser los armarios, despensas y otros lugares de almacenamiento, trabajo o tránsito, como consultas profesionales y oficinas.

Una forma perfecta y creativa para no dejar ver con claridad ese desorden o proteger algo la intimidad es instalar una cristalería de colores con marcos más enrevesados, e incluso dotar a los vidrios de cierta deformación o más grosor, para dificultar la visión a través de ellos.

5. Grandes aliados de la intimidad en baños, aseos y duchas. Siguiendo la línea anterior, puedes diseñar un espacio espectacular para tus momentos más íntimos si reformas tus baños para instalar cristalesmás creativos.

Juega con sus densidades y efectos rugosos para buscar una resistencia y una mayor privacidad, y con su gama de colores para ofrecer un matiz visual determinado.

6. Vinilos: la opción económica y resultona. Adhesivos plásticos traslúcidos y metacrilatos se puedes encontrar en tiendas de bricolaje, decoración y papelerías. Incluso puedes solicitar la fabricación de un diseño personalizado y a medida para cubrir el cristal de tu casa u oficina que tienes en mente.

Conoce tu calefacción para ahorrar ahora que viene el fresquito

Los españoles no conocemos lo suficiente nuestros equipos de climatización, lo que nos hace perder mucho dinero en los meses de mayor frío. Aprender los principios básicos de cómo funciona la caldera o los radiadores que tienes en tu vivienda puede ser la diferencia entre permitirte un capricho o no estas Navidades.

Cuando hace frío, hace frío, y en algunos momentos, usar la calefacción es indispensable pero de ahí a derrochar energía queriendo volver a los meses de verano en que andábamos por casa en camiseta de tirantes hay un trecho. Sobre todo cuando llega la temida factura de la calefacción.

El post de esta semana no trata de convertirte en un experto en calderas y radiadores. Simplemente aprender a evitar los errores más habituales y empezar a integrar algunas buenas prácticas en su uso doméstico.

Entre la lista de caros deslices se encuentran:

1 – No purgar los radiadores: lo que provoca que el agua caliente no circule bien por el circuito, repartiendo mal el calor y obligándote a subir el termostato para alcanzar la temperatura que ya podrías disfrutar con menos consumo.

2- No hacer limpiar una vez al año de tu caldera: estas revisiones no solo garantizan tu seguridad y la de los tuyos y otros accidentes, sino que además detectan averías en estadios tempranos -cuando su reparación es más sencilla y barata- y optimizan tu equipamiento para funcionar mejor gastando menos.

3- Tener todos los radiadores abiertos siempre: si hay habitaciones que no usas de forma habitual, no compartas con ellas el esfuerzo que tu caldera y tu bolsillo hacen juntos por calentar el resto de la casa. Cierra el o los radiadores de dicha estancia, así como la puerta, y recorta de un plumazo una parte considerable de tu consumo energético.

4- Poner la calefacción solo a ratos, pero muy alta: este error es de los que más caros te pueden salir. La temperatura ideal para calentar tu casa está en torno a los 20° C (16° C para dormir). A partir de estas cifras, cada grado de más en tu termostato aumenta tu gasto energético y tu consiguiente factura un 7%. Mejor, mantén una temperatura estable y moderada durante más horas y evítale sofocos y arreones a tu caldera. Ahorrarás muchísimo.

Con estos pequeños consejos ya conoces un poquito mejor a tu calefacción y estás listo para empezar a ahorrar ahora que llega el fresquito.

Y, recuerda, si te ha gustado el post comparte.

5 Remedios naturales para eliminar el moho del baño

El moho del baño es una de las cosas más antiestéticas que te puedes encontrar en casa. Pero es que, además, detrás de esas líneas negras que se apoderan de las juntas de los azulejos existe un riesgo para la salud, especialmente si eres asmático o alérgico.El magazine de Casas te deja esta semana 5 remedios naturales para eliminar el moho del baño.

1. Cómo eliminar el moho con bicarbonato de sodio

Este gran absorbente de la humedad solo necesita ser disuelto en un vaso de agua y aplicado con pulverizador sobre la silicona afectada. Después, frota con un cepillo pequeño.

2. El poder antimoho del vinagre

Al contrario que con el bicarbonato, es mejor aplicarlo directamente sin diluir para que no pierda su concentración ácida. Déjalo hacer efecto durante un rato y frota con energía.

3. Ácido bórico para combatir el moho

Puede que lo conozcas también como bórax. Se trata de esos polvos desodorantes que se colocan en pies y calzado, confiando en su poder antifúngico.

La proporción adecuada para que ejerza su efecto en las juntas de tu bañera es de un vaso de bórax por cada litro de agua. Aplicas, dejas actuar y enjuagas bien con agua. Eso sí, hazlo con el baño bien aireado y no lo dejes al alcance de niños o mascotas, porque su ingesta es tóxica.

4. Aceite del árbol del té contra el moho

Es, desde luego, una solución más cara que el resto, pero también muy útil gracias a las propiedades antihongos de este producto natural. Pon una cucharada en un vaso de agua y repártelo con ayuda de un paño para que penetre correctamente entre las juntas. Deja actuar sin necesidad de enjuagar.

5. Agua oxigenada

Su poder no se restringe a la eliminación de bacterias exclusivamente. Además, es capaz de matar el moho sin generar gases tóxicos durante el proceso. Solo necesitas pulverizar allá donde hayan proliferado estas humedades y dejar actuar, al menos, un cuarto de hora. Después, un cepillito te ayudará a devolver la blancura a las juntas.

Hay otras opciones eficaces y económicas que también tendrás en casa, como la lejía o el amoníaco. Pero estas tienen el inconveniente de atacar, también, al yeso que sustenta el diseño de los azulejos. Por eso, si optas por estos dos componentes químicos, hazlo en cantidades reducidas y nunca los mezcles entre sí, o crearías vapores muy tóxicos.

Si te ha gustado el artículo, te ha resultado útil o conoces a alguien a quien le puedan servir estos trucos y consejos comparte este post.

¿Estás utilizando correctamente tu lavadora?

Prácticamente todos los hogares modernos tienen una lavadora pero, ¿todos saben utilizarla de manera correcta? Si bien puedes pensar que no es tan difícil esta semana en el Magazine de Casas te dejamos tres trucos para sacarle el máximo partido a este electrodoméstico, ahorrando tiempo y dinero.

1. El tambor, ni a tope, ni a medias

Sobrecargar la lavadora es tentador cuando necesitas lavar mucha ropa y prefieres ponerla toda en un mismo lavado en vez de en dos pero esto no permitirá que las prendas y el agua circulen con libertad en el interior de la lavadora, impidiendo un correcto lavado y acumulando el jabón en puntos concretos, además de dificultar su eliminación durante el proceso de enjuague.

Tampoco pongas la lavadora con poca ropa, porque estarás malgastando agua y electricidad como si nos sobrasen.

2. La propia lavadora también necesita limpieza

Un problema pocas veces considerado en nuestra sociedad y ¿quién lava la lavadora?

Es muy importante para la salud de tu electrodoméstico que limpies bien el filtro periódicamente. Ahí se acumula toda la suciedad, pelusas, pelos y demás que extrae de tu propia ropa, y puede causar todo tipo de problemas si la dejas hacerse fuerte.

También es importante limpiar con un trapo humedecido en agua jabonosa tanto la puerta como sus gomas y juntas, lugar en que tiende a crecer moho. Y hablando de humedades: deja abierta siempre la puerta de tu lavadora después de cada lavado durante un tiempo prudencial para permitir que el tambor se airee y no acumule olores desagradables que, de lo contrario, terminarán en tu ropa y en ti.

Lo mismo con los cajetines de detergente y suavizante: elimina restos de jabón y calcificaciones o verás cómo se endurecen y empiezan a trasladar suciedad a tus prendas en lugar de solo buenos propósitos.

3. Si ves tu ropa con auténtica suciedad, lava casi siempre en frío

Calentar el agua de tu lavado supone un porcentaje altísimo del total de energía que consumes en cada lavado. Además, el agua caliente estropea la ropa y debilita sus fibras.

Así que, si no vienes de hacer deporte en un terruño, de trabajar en la construcción o de cualquier tarea en la que te enfrentes con la auténtica suciedad, probablemente solo necesites eliminar el sudor cotidiano y manchas leves de tu vestimenta y accesorios.

El agua fría servirá de sobra para esa labor y ahorrarás mucho dinero en tu factura eléctrica cada mes con este hábito, además de maltratar menos esa camisa que tanto te gusta.

Truco extra (de madre): si además de dinero, quieres ahorrar tiempo, sacude y estira bien la ropa antes de tenderla, y cuelga directamente tus camisetas y camisas en perchas, mientras todavía están húmedas.

Evitarás hacerles marcas y su propio peso, ayudado por la forma ergonómica de la percha (mejor si son anchas, como las de los abrigos) hará que después no necesites plancharlas.

Y si conoces a alguien que aún no lleve a cabo alguno de estos trucos y consejos, comparte este post por el bien de su ropa, de su bolsillo y del medio ambiente.

Check list para descubrir fallos antes de alquilar o comprar una casa

Alquilar o comprar una vivienda es una importante decisión que lleva tiempo valorar y meditar pero ¿te fijas bien en pequeños detalles que serán importantes en tu día a día?

Para evitar sorpresas una vez decidido qué hacer el magazine Casas te propone un práctico checklist que te guiará a lo largo de los puntos más conflictivos de un inmueble.

Qué cosas debes revisar en el baño

· Comprueba que sale agua fría y caliente.
· Comprueba la presión del agua.
· Revisa que no haya fugas de agua por la bañera, pueden provocar humedades.
· Revisa que el sellado del lavamanos esté en buen estado.
· Comprueba que los azulejos están bien sujetos y las juntas bien selladas.

Qué cosas debes revisar en la cocina

· Enciende el lavavajillas y comprueba que funciona.
· Enciende los fogones o la vitrocerámica.
· Comprueba que las luces y la ventilación del horno funcionan correctamente.
· Revisa la toma de agua fría y caliente del fregadero.
· Abre y cierra los armarios de la cocina.

Comprueba el estado de la red eléctrica

· Comprueba todos los enchufes.
· Revisa todos los apliques y lámparas de techo o pared.
· Revisa el cable de la TV.
· Pregunta por el estado de la instalación eléctrica, sobretodo si es una vivienda vieja.

Asegúrate de que la climatización funciona bien

· Enciende y apaga todos los aparatos de aire acondicionado.
· Enciende la calefacción, siempre que sea posible.
· Si hay chimenea, pregunta cuál fue la última vez que se limpió y revisó a fondo.
· Y algo muy importante: comprueba cuántas horas de luz recibe la casa al día, visitándola en horarios distintos de mañana y noche.

Revisa el estado de puertas y ventanas

· Comprueba que las cerraduras de la puerta principal funcionan correctamente.
· Comprueba que todas las ventanas se abren y cierran correctamente.
· Revisa que todas las puertas interiores se abren y cierran correctamente.

Un último vistazo a suelos y paredes

· Inspecciona si las paredes tienen grietas, golpes o rasguños.
· Revisa que las paredes no tengan manchas de humedades, incluso detrás de los muebles.
· Comprueba que en el suelo no haya baldosas o tablones del parquet rotos o flojos.

10 herramientas básicas para cuidar tu jardín en otoño

Estamos seguros de que el jardín de tu casa es particular, por eso esta semana el magazine de Casas te trae unos consejos para cuidarlo según sus propias características y que esté bonito durante todo el año.

Si aún no tienes bien equipada tu caja de herramientas para llevar a cabo el mantenimiento de tu jardín, terraza o patio durante estos meses, ha llegado el momento.

Lista de las herramientas básicas necesarias y cómo elegirlas

1. Guantes

El primer artículo en tu carro de la compra serán unos guantes resistentes, cómodos y seguros, adecuados para el tipo de labor que vayas a realizar.

Si estás a punto de desbrozar arbustos de materiales peligrosos, como las espinas de rosales o cactus, deberás elegir unos con un grosor elevado y unas protecciones extra.

Incluso si se tratara de un trabajo mucho más fino y sin riesgos, tus uñas agradecerán que te equipes con unos guantes para protegerte de suciedad y rozaduras.

2. Utensilios de riego

Dependiendo del tipo y tamaño de tus plantas, podrás optar por pulverizadores, regaderas, mangueras…

3. Pala

Imprescindible para cavar o recoger. La que acaba en punta te ayudará a hacer agujeros en el suelo con mayor comodidad, pero la pala de punta plana será totalmente necesaria cuando estés cargando algún elemento en una carretilla. Si es posible, hazte con una de cada. Si solo puedes tener una, opta por la segunda.

4. Tijeras de podar

Lo mejor es que optes por una afilable (o de hojas/cuchillas intercambiables) y con control de tensión (esos muelles en la parte interior del mango).

Deben ser del tamaño adecuado a tu mano (más grandes o más pequeñas serán incómodas y hasta peligrosas).

5. Gubia

Aunque te parezca un elemento prescindible o reemplazable por otra cosa como un cubierto de mesa, es mejor contar con una buena gubia para ahorrarte tiempo y conseguir resultados óptimos.

Te ayudará a realizar agujeros para sembrar semillas, a eliminar malas hierbas, etcétera.

6. Tijera de podar setos

Se diferencian de las tijeras de mano porque requieres las dos manos para manejarlas, pero te permitirán cortar ramas más gruesas con facilidad y con control.

7. Rastrillos

Tienes desde pequeños rastrillos de mano que son como tenedores grandes, hasta rastrillos de jardín de mango largo, para usar con ambas manos.

Igualmente, existen rastrillos más flexibles, cuyas láminas se adaptan mejor al terreno sobre el que pasan, y rastrillos rígidos, para arar la tierra con la intención de marcarla a su paso. Los materiales, que van del plástico al metal, siguen la misma norma: más ligeros para hacer menos o ningún daño a la superficie (como cuando simplemente se recogen las hojas caídas de los árboles); más duros y pesados para labrarla.

8. Sierra de poda

La necesitarás para podar árboles gruesos o arbustos de un tamaño considerable.

9. Cortacésped

Existen cortacéspedes para todo tipo de jardines: con y sin receptáculo para el césped que se va cortando, con y sin motor, con motores de hojas y potencias muy variadas, e incluso grandes cortacéspedes con asiento incluido.

10. Carretilla

Sabes que la necesitas cuando experimentas una cantidad absurda de viajes o incomodidad cada vez que tienes que mover cierta cantidad de tierra, hojas o desperdicios. Que sea inoxidable y muy estable..